La Rambla y Barri Gòtic

Una de las calles más famosas del mundo, la Rambla es una experiencia esencial de Barcelona. El Barri Gòtic, que data de los tiempos romanos, se extiende por el lado oriental de la Rambla y abunda en evocadoras y estrechas calles, plazas escondidas y asombrosa arquitectura medieval. Explorar sus tesoros históricos (además de encantadores cafés, tiendas y restaurantes) es toda una delicia.

Lo mejor en un día

Se empieza temprano con un paseo por la Rambla y después se va a la catedral lo más pronto posible. Según la hora, quizás quede tiempo para una visita matutina al Museu Frederic Marès, amenizada con un café en su terraza.

Tras un almuerzo de cocina tradicional catalana en el Cafè de l’Acadèmia, lo mejor es perderse por el laberinto del casco antiguo. Un buen objetivo sería ceñirse al patrimonio romano, con paradas en el Museu d’Història de Barcelona y en el Temple Romà d’August. Y de visita obligada resulta la Església de Santa Maria del Pi.

Al anochecer, la Plaça Reial es un buen sitio para empezar la noche, sobre todo en el Ocaña. Tras una cena en el Belmonte o el Pla, se puede asistir a algún espectáculo en el Jamboree o en el Liceu. Se acaba la noche con cócteles personalizados y buena música en el relajado Ginger.

Tienda

Un recorrido por más de 200 libros de viaje para descubrir todos los países del mundo.

Artículos más leídos

Espai Joliu, Poblenou, Barcelona
Una selección de lugares secretos en diferentes barrios de Barcelona que hay que tener en cuenta. La Ciudad Condal sigue repleta de rincones poco conocidos.
@espaijoliu
Restaurante vegetariano en Melbourne, Australia
Ser vegetariano o vegano y viajar cada vez es más fácil. Aquí van unos cuantos restaurantes que harán las delicias de todos los viajeros, también de los no carnívoros.
Nils_Versemann_Shutterstock
Pantano de Sau, Barcelona, Cataluña, España
Disfruta de la riqueza natural y patrimonial de estos 4 rincones a medio camino entre el Mediterráneo y los Pirineos.